fondo blog

martes, 27 de septiembre de 2016

De "Els Currúpies” a "La fiera “Corrupia”

El verano da para mucho, visitar nuevos lugares, disfrutar de la mayor duración del día, del sol, del calor. Y durante el mismo existen muchas formas de divertimento,  una de ellas son las ferias de todo tipo, artesanas, gastronómicas, intelectuales. Pero también las hay que nos trasladan al pasado, medievales, napoleónicas, reales, de oficios de antaño, incluso de brujería.
Fue precisamente en una de estas, en una feria de brujería, donde, sin querer, conocí a un señor que te pone un trozo de arcilla en la mano, tu lo aprietas, y a partir de la figura que surge, entre sus arrugas y recovecos él lo interpreta.

Se trata de Pancraç Farrell García, y a sus figuras las denomina “Els Currúpies”. Lo nombro porque sería injusto adjudicarme la existencia de tales figuritas. Porque además me encantó, y me hice mi propia “Corrúpies”.

La denominación “Corrúpies” me llamó la atención, pues en principio no tenía ni idea de a que venia a cuento, que representaría o a que se referiría. Así que me vi de nuevo inmersa en la tarea de investigar sobre un nuevo tema.

¿De donde vendría el nombre? Después de mucho buscar llegué a la conclusión de que debería de tratarse de la “Corrupia”, o, "Currupia", o, para ser más exactos, de la Fiera “Corrupia”.

Pero,  ¿que o quien es la "fiera Corrupia"?

Si hacemos una búsqueda en el diccionario nos encontramos con la siguiente definición:

Fiera “Corrupia”
1. f. U. para designar ciertas figuras animales que se presentan en fiestas populares y son famosas por su deformidad o aspecto espantable.

Currupia
1. f. U. Fiera currupia o “Corrupia”. Animal mitológico y deforme, propio de feria
2. f. Vieja endeble, fea, malvada, fantoche, encorvada y gruñona, como una bruja de cuento, que espanta a los Santos, como no hay otra igual.

Es decir, alude a un ser deforme que produce cierto rechazo, incluso miedo.
(Dibujo marian tarazona)
Muchas veces hemos oído, cuando alguien está muy enfadado "se puso hecho un basilisco”, pues  “Corrupia” debe de venir a significar lo mismo.

Investigando un poco mas entre las costumbres he llegado a la conclusión de que “La fiera Corrupia” es una bestia fantástica que comete fechorías entre el ganado y las personas, y a la que también se le atribuye el rapto de niños a los que, según creencia popular, se los come.

A ella alude por ejemplo Pío Baroja en su libro “Vitrina pintoresca”.

La expresión ser una fiera corrúpia podria  hacer referencia a una persona sin bondad, sin buenas intenciones, que actua de mala fe,  ser un pendenciero, que tiene un mal fondo.

En estos casos, en los que nos encontramos ante la jerga popular, es necesario inmiscuirse dentro de la literatura y observar que resultados obtenemos. Pues parece ser que este personaje tiene su origen en los romances de ciego o pliegos de cordel, de cuyos cuentos, leyendas o fábulas formaba parte.

Seguramente su figura estará basada en algún demonio, ya que hay quien la describe como un ser de siete cabezas, un dragón, o, incluso, una cabeza de toro que sobresale de un cuerpo cubierto de escamas y garras dotadas de horribles uñas.
Como puede observarse, todos los rasgos están basados en los monstruos del Apocalipsis.

Vamos a buscar, entonces, esos ejemplos en la literatura:

**Pío Baroja le dedicó un romance en “Canciones del suburbio”:

En Villabruta del Monte, en una caverna oscura
que se abre en una oquedad del Pico de Peña Cruda,
se ha presentado un engendro, un fantasma, una furia
que los más listos del pueblo llaman la "Fiera “Corrupia”".

Es un animal monstruoso, Como un gato lleno de uñas,
Con cabeza de serpiente y ojos grandes de lechuza;
parte cubierta de pelo y otra cubierta de plumas;
de un aspecto tan terrible, que al mismo demonio asusta.

Tan pronto llora en silencio corno se ríe o rebuzna
 y desgarra a quien se acerca, mientras quejándose aúlla.
Tiene en la frente diez cuernos, cara terrible y adusta,
 y unas velas encendidas entre la frente y la nuca,
que dan a su negra cara una expresión tremebunda.

**En Navarra y Aragón en lugar de denominarla Fiera “Corrupia” se le conoce como Fiera Alzupurria.

La Fiera Malvada.
Nueva y curiosa relación en la que se declara y da cuenta de las horrorosas muertes, estragos y desgracias que ha ejecutado una fiera silvestre titulada Alzupurria el día 12 de marzo del presente año en la ciudad de Urben, inmediata a Tierra Santa, matando a 153 personas y comiéndose cinco niños llevándose uno para después... y del fin que esta tuvo. [Joaquín Alipio].

**En algunas comarcas de Aragón he llegado a encontrarme con el término en forma de insulto.

Fiera Currupia: (Insulto; Nota = Se dice cuando una persona está muy enfadada. Ej.:”Eres una fiera Currupia”...)

**En la provincia de Teruel la definición de Currupio es:

Currupio: Endeble, debilucho.

Y he constatado la existencia de la frase: "ya viene la fiera Currupia".

** Tambien me he encontrado un fragmento que hace referencia en un romance de la localidad de Laguarta en Huesca.

ROMANCE LAGUARTA 2016 : 
… Sabemos muchos romances
que ya contaba mi abuela:
el de “La fiera zurrupia”,
“La pícara molinera”…
pero hoy les hablaremos

-si les paice bien la idea-

de cosicas más cercanas

que pasan por nuestra tierra…

**Siguiendo con ejemplos dentro de la literatura, he encontrado una composición realizada por Fernando Villalón (poeta sevillano 1881-1930) dentro de  “Romances del 800”. 

La fiera “Corrupia”es verde con rayas,
en ascuas los ojos,
la cola enroscada.
Corre, corre corre,
corre, que te alcanza.
Es verde, muy verde,
con algunas rayas,
y en las piedras lisas
sus uñas clavaba.
Corre, corre, corre,
corre, que te alcanza.
Sentada en un canto
de piedra labrada,
se afila los dientes
con una navaja.
Corre, corre, corre,
corre, que te alcanza.

**(José María Iribarren, en ‘El porqué de los dichos’ de 1955) nos da una definición.

 “Tenía cabeza de toro (con cuernos gachos, descomunales) y cuerpo de lagarto, lleno de escamas. Sus uñas eran como ganchos de romana (de balanza romana), y para su exterminio fue necesaria la intervención de todo un regimiento de infantería de línea”

**En Caspe  que hay quien recuerda esta copla, que convierte el romance inicial de la fiera de Alberto Casañal, en una versión baturra e irónica.

“Señor alcalde yo estaba
 pastando con mis cordeeeroooos,
cuando volví la cabeza
y ojala no la hubiá vueeeeltoooo,
allí mesmo se encontraba
un adefesio tremeeendoooo,
por la boca echaba fuego,
por el culo acetileeneoooo”…

El romance de Alberto Casañal, se imprimió y fue estrenado en 1909 en el teatro Principal de la capital aragonesa. Al libro lo tituló "La fiera zurrupia" 
…el animalucho-
“que ataca, sin destinciones (…)
a presonas u a corderos”-
 le pegó un buen susto a un pastor,
además de “rayos, centellas y truenos”.
Con alas de pájaro y patas de cuadrúpedo…
… tres cabezas enseñaba:
 de arangután la del centro,
 de buitre la de la izquierda,
de sierpe la del lao drecho…

Alberto Casañal situó la acción de "La Fiera Corrupia   en Calatayud o en sus alrededores .


Manuscrito de la Fiera Zurrupia de Alberto Casañal.







Un ejemplo mas lo encontramos en   "La fiera “Corrupia”

Caricatura italiana escrita expresamente para Loreto Prado y Enrique Chicote. Ramón López-Montenegro (1877-1936). Publicado en 1907.

Y dejo además una lista con más obras de literatura con la Fiera Corrupia como protagonista:

*La Fiera “Corrupia”. Historias horrorosas, coplas de soldados, regocijos de las mozas, milagros y misterios de la naturaleza, noticias truculentas y otros casos espantosos de 1882. Comienza asi:

*La Fiera “Corrupia”1930 de Juan Pérez Zúñiga. Novela cómica.
Una cosa que es molt certa
Prontament vay a cantà
Esplicant del polls y pusas,
Que may se cansan de picà:
Ells de la nit fan dia,
Que trevallan sense po.
Polls y pusas al diable
Gent de mala condició.







*La Fiera Corrupia .Jesús Campos García (teatro para jóvenes). 
Publicado en el año 2001 y llevado al teatro en Alcalá de Henares, Festival Teatralia de la Comunidad de Madrid, el año 2004.

La fiera Currupia llegó a alcanzar tal fama que, incluso en un circo, la atracción principal era ella, y éste su reclamo:



"¡Señores vayan pasando!, ¡dentro verán la fiera Currupia!, que lleva unas uñas como ganchos de romana, penetra en los cementerios, desentierra los cadáveres y se los come vivos".




En Saldana, provincia de Palencia se decía la coplilla:

"Señores y señoras, 
pasen y vean la Fiera Corrupia
que come virutas 
y caga tablones"

Lo que me parece más curioso, y volviendo al comienzo del artículo, es que Pancraç convierte todo lo que podría llamar la atención por ser feo y grotesco, incluso que podría ser  objeto de miedo, en algo simpático.

  Mi fiera Corrupia (hecha con mi mano)
Pancraç no es un adivinador,  lo que te dice son enseñanzas de la vida para que seas feliz. 

Claro que da pinceladas generales, porque, en general, todos tenemos los mismos miedos y anhelos, pero comunica vivencias que sabes que están ahí. Dentro de ti, tus miedos, tus demonios y tus ganas de reírte de mismo.

Eso es  al menos lo que yo sentí, y, a través de sus palabras, de sus ojillos, te convence de que la felicidad la tienes en tu mano, y lo único que tienes que hacer es saberlo.
                              
El te regala la figurita a la cual debes ponerle una cinta roja, a cambio de la voluntad. Además te da otra más pequeñita dorada o plateada, acompañada de su sonrisa, y de su saber enseñarte como creer en ti.

Lo que logra es que, viendo la corrupia cada día, en tu mesilla, te recuerdes a ti mismo que la felicidad es muy fácil de conseguir, solo tienes que creértelo.

Así que agradecerle por abrir una puerta en mi alma y por haberme hecho buscar un tema que desconocía.


© marian tarazona
*Texto e imágenes propiedad del blog*

2 comentarios:

  1. pues mi madre que era de Saldana en la provinia de Palencia me decía de niña:"Señores y señoras, pasen y veanla Fiera Corrupia que come virutas y caga tablones§";deeso me acuerdo, sin saber a qué se refería.
    Ahora sé un poco más; gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias,tomo nota y lo incluiré en el artículo.

      Eliminar